Inicio » Actualidad

Solicitada PROALSA S.R.L a la Opinión Pública:

25/11/2015 |

Empresas en esta noticia

¿Porqué está suspendida la construcción de la Planta Potabilizadora?  Ante lo agraviante e inexacto de las publicaciones del diario Tiempo Fueguino del día miércoles 18 de noviembre de 2015 e incluso notas anteriores, es intención de la Empresa PROALSA S.R.L manifestarse al respecto:

Tiempo Fueguino se pregunta: “… ¿Socios?…” En un comentario al pie de una foto tomada durante una reunión en el marco de la tratativa por encontrar una solución a la paralización de la obra por falta de pago; entendemos totalmente desmedido y agraviante el comentario como así también lo consideramos un daño a la imagen pública de la empresa y de uno de sus integrantes.

Es lamentable el tratamiento amateur o pseudoperiodístico, con desconocimiento o poco apego a la verdad y la manipulación informativa a la que se somete a sus lectores.

Se advierte una total ignorancia respecto al contrato de obra pública y de la marcha del mismo, conforme a lo que establece su marco regulatorio la Ley de Obra Pública 13064.

Nuestra empresa, en su carácter de Contratista de la obra en cuestión, se dirige regularmente al Comitente (El municipio de Río Grande) en el ámbito administrativo donde el contrato que los vincula tiene su desarrollo; y es el Municipio quien en su carácter de Comitente podría calificar nuestro accionar, si así correspondiere y con los elementos que avalen tal calificación. Si las expresiones del medio fueran ciertas, seguramente la Comitente ya se habría ocupado. Cuando el diario manifiesta en su tapa “El Municipio ha cumplido con todas sus obligaciones…”, sería oportuno que indique el soporte y respaldo de esas afirmaciones.

Con el fin de informar a la opinión pública sobre lo erróneamente publicado manifestamos:

Es mentira la calificación que hace el diario respecto a que la empresa especula con los ajustes de precios y prueba de ello es que ejecutó la obra denominada ” Construcción de Nuevo Acueducto y Cisterna en la Margen Sur-Río Grande”, también con financiamiento del Fideicomiso Austral, habiendo finalizado las tareas hace casi 2 años y el Municipio de Río Grande le adeuda un importe superior a los $ 14.700.000, todo ello facturado y conformado, luego de superar todas las instancias de control y exageradas intervenciones burocráticas .Esta obra está en servicio, nunca se suspendieron las tareas por atrasos en los pagos ( de la misma magnitud que el contrato de la Planta Potabilizadora ) y nadie se rasga las vestiduras ante el incumplimiento de parte de la administración que tanto daño patrimonial nos produce. Podríamos mencionar otros cuatro contratos con incumplimientos por mora y falta de corrección de los importes contractuales, pero sería muy tedioso para el lector.

No es la primera vez que Tiempo Fueguino nos agrede; en la edición del 05 de octubre de 2015 en su tapa bajo el título… “Una adjudicación bajo la lupa “… desinformó una vez más a sus lectores y tuvo un trato defenestraste para con la empresa; en esa oportunidad se ocupó de la licitación pública IPV Obras 12/14 “PAVIMENTACION PRIMERA ETAPA-URBANIZACION Bº MALVINAS ARGENTINAS RIO GRANDE”; en el mismo ejemplar en su página 2 utiliza un titular sensacionalista: …“Escandalosa licitación del IPV impide continuar la pavimentación en Chacra XII”…

¿Nos preguntamos qué tiene de escandalosa licitación? El expediente presentó una observación técnica de carácter formal que al día de la fecha fue subsanada y la obra fue adjudicada en los términos originales.

Pero es aquí donde queremos hacer hincapié en el daño que causa a la imagen de una empresa que gira en el medio local, y cuya carta de presentación es su responsabilidad y basa su sólida trayectoria en ello; el medio gráfico en su afán de paladín de la justicia se pone el traje de investigador y con algunos datos que recaba con despreocupación total por saber si son veraces o no procede a publicarlos con todo el énfasis que los caracteriza, sería bueno que con el mismo énfasis publique y reconozca que la situación fue subsanada y se reanudaran los trabajos en el lugar; pero son muy pocos los que van a poder realizar el ejercicio de memoria necesario y juntar las 2 informaciones y llegar a la conclusión de que la empresa cumple.

El diario Tiempo Fueguino dice…“la constructora PROALSA ya aumentó en más de 25% el presupuesto original….”

Los precios de un contrato de obra pública, se actualizan en función de las variaciones de precios que ocurren en la economía, conforme a la metodología indicada en el Decreto Provincial 73-2003 y la utilización de índices oficiales publicados por el I.P.V; no es un capricho de la empresa el hecho de reajustar el monto, es un derecho que los pliegos de la licitación otorgan y en consecuencia el contrato, así lo prevé.

Durante la marcha de las obras, la empresa gestionó por vía administrativa las redeterminaciones de precios (actualizaciones), sin haber podido a la fecha percibir el importe de ninguna de ellas, por razones que están volcadas en los expedientes Nº 65/2012 y Nº 3650 relativos al contrato de obra pública y a los trámites de redeterminación respectivamente, ignoradas por completo en la nota de marras.

Durante más de 2 años mantuvo el ritmo regular de construcción, cobrando cada pago a valores originales de contrato, mes de Diciembre de 2011 y con un atraso promedio de 160 días.

Para que lo pueda entender toda la comunidad: tendría que pensar cada uno como se desenvolvería económicamente si le propusieran vivir en el año 2015 con el sueldo que percibía en el año 2011; y agravando más su situación que no se lo abonen en término sino 5 meses después; nos imaginamos la respuesta…

Nos permitimos sí formular a los propietarios del diario y a la Opinión Pública la siguiente pregunta:

¿Por qué razón un ejemplar del diario Tiempo Fueguino costaba $ 4,00 en el mes de mayo de 2012 y ahora cuesta $10,00? O sea un 150% más en la actualidad (ver tapas de los ejemplares Nº 6427 y Nº 7309).

La situación despertó una vocación periodística dormida; tal vez la pregunta formulada anteriormente no sea la última; y quien dice no nos arrogamos el título de periodistas y escudados en la libertad de prensa y comenzamos a hacer más preguntas: como por ejemplo hasta dónde es realmente independiente un medio gráfico, cuánta capacidad para formar opinión en sus lectores tiene y a qué intereses económicos responde. Por último y no por eso menos importante:

Puede el diario, servirse informar a sus lectores ¿quiénes son sus dueños? ¿Puede tener la deferencia en ese mismo acto, de indicar que otras empresas integran?

20 noviembre, 2015-Río Grande

Dejar un comentario