Inicio » Actualidad

En Caleta se pagaron $70 millones por obras que no se hicieron

21/03/2017 |

Los casos detectados ocurrieron en ésta ciudad en los llamados a licitaciones en el 2013, período en que José Manuel Córdoba ocupaba el cargo en la intendencia.

Según documentación a la que accedió el diario “Más Prensa”, la trama de corrupción se tejió entre funcionarios y empresarios locales, muchos de los cuales luego vieron incrementados sus patrimonios.

De esta documentación que fue analizada por este medio surgieron datos relevantes y se evidencia una matriz similar a las maniobras en obras de trascendencia nacional y regional: existieron pagos por más de 70 millones de pesos para la construcción de viviendas y redes de servicios, algunas de ellas quedaron inconclusas y otras, ni siquiera se construyeron.

De esta manera, se destaca el manejo discrecional tanto en los llamados a licitaciones, como en los pagos que se hacían a las empresas.

Son varias las causas que estaría investigando la justicia, pero según fuentes cercanas a la investigación se han encontrado algunos escollos para avanzar.

En esta primera parte de informe exclusivo del diario Mas Prensa daremos a conocer como se efectuaban las maniobras.

Discrecional

Las licitaciones incluían la construcción de alrededor de cien viviendas, tendido de red eléctrico, de gas y hasta colocación de palmas (donde también se detectaron irregularidades)

En la zona norte de Santa Cruz, las obras viales (rutas, rotondas, empalmes y circunvalaciones) eran adjudicadas todas a la firma Austral Construcciones, la nave insignia del grupo de Lázaro Báez.

Sin embargo en Caleta Olivia, muchos empresarios de la ciudad se vieron beneficiados con la obra pública, aunque con obras locales. La justicia determinó serias irregularidades en las licitaciones, y lo sorprendente del informe revela que, en todos los casos, las empresas que ganaron la adjudicación de la obra, posteriormente cedían a otra empresa el contrato.

Estas empresas “fantasmas” que recibían ese beneficio, no reunían con las condiciones para presentarse en los llamados a licitación. De todos modos, recibían el “okey” de la municipalidad de Caleta Olivia para hacerse cargo de las obras y recibir la totalidad del pago del monto estipulado.

Y entre las empresas que conformaron el “club” de la obra pública en Caleta Olivia figuran: Haics SRL, Operaciones y Mantenimiento San Jorge SRL, San Gabriel SRL, TRANSPA SRL, Espacio SRL, NOVMER SRL, SR Servicios SH, Chimen Aike SA.

En varias de ellas la justicia no logró determinar la identidad de los socios.

Así se registraron varios casos y en todos ellos, se abonaba la totalidad del monto aunque, las obras ni siquiera se empezaban. La justicia también comprobó que algunas de las empresas constructoras, no cuentan con domicilio legal.

Denuncias

Las denuncias por las irregularidades fueron presentadas por el ex concejal y ex diputado nacional Juan Acuña Kunz, y aunque el Ministerio Fiscal solicitó diversas medidas probatorias, muchas de ellas fueron rechazadas por el Juzgado.

Algunas de las medidas solicitadas fueron allanamientos a las empresas involucradas, a la municipalidad de Caleta Olivia, a la empresa constructora San Jorge (sería una de las mayores beneficiadas y quien habría cobrado en forma directa e indirecta), al Consejo de Ciencias Económicas de Comodoro Rivadavia, a fin de que informe los datos del profesional que presentó el balance de la empresa San Jorge durante el período fiscal 2013 se pidió allanamiento del Ministerio de Planificación.

El informe revela además que fueron diversos los montos abonados y que varían según la obra: van desde el millón de pesos hasta los 9 millones, estas últimas por construcción de 25 viviendas.

Adjudicaciones

Una de las primeras obras a ejecutarse en el 2013 fue el de red eléctrica y alumbrado público del 187 Viviendas y en manzana 40 del plan “Techo Digno”.

Le adjudican la misma al ganar la licitación a la empresa Haics SRL por un monto de 3.757.440 de pesos. Esta empresa cumplía con los requisitos establecidos en el pliego de condiciones y por motivos que se desconocen cedió la obra a la empresa BRB SRL.

Esta cesión fue autorizada por la municipalidad a cargo de José Manuel Córdoba y otros funcionarios cercanos.

De esta manera se efectuaron pagos por un importe de 3.412.908 pesos, sabiendo que los socios de BRB no ejecutaron la obra adjudicada.

Otro caso similar para el mismo sector (difieren las parcelas) es el de “Red eléctrica y alumbrado público barrio 187 Viviendas y manzana 40 “Techo Digno”.

La licitación fue adjudicada a la empresa Solana de la Patagonia por un monto de 4.431.261 millones de pesos y de 4.450.026 , respectivamente, la cual cumplía con los requisitos establecidos en el pliego de condiciones y por motivos que se desconocen cedió su obra a la empresa Operaciones y Mantenimiento San Jorge SRL. Esta no cumplía con los requisitos en los pliegos licitatorios.

En este contexto, los integrantes de San Jorge, “con el objeto de obtener un lucro indebido y en connivencia con el intendente José Córdoba y funcionarios y a sabiendas que los socios de San Jorge, no proveyeron un vehículo exigido para inspección de obras, colocaron postes de madera de eucaliptos para el alumbrado en las calles en los barrios Bicentenario y 13 de Diciembre. Ello, en lugar de efectuarse con postes de metal, lo que resultan ser de superior calidad y precio y se encontraban en las especificaciones técnicas del convenio”.

Aquí también se efectuaron pagos por un importe de 7.993.908 perjudicando al erario público municipal.

Según fuentes consultadas, esos postes podrían haber sido traídos desde las localidades de Gobernador Gregores o Perito Moreno, donde una empresa contratista de San Jorge, trabajó en similares tareas.

Montos millonarios

Otra obra que se investiga son las “150 Viviendas e Infraestructura” la cual se dividió en seis sectores.

En el marco de obra, la justicia detectó un nuevo caso. En el denominado “sector A” se le fue adjudicado a la empresa Dossier SRL, por un monto de 9.062.350 pesos, en la cual también cumplía con los requisitos del pliego, aunque también en este caso se cedió la obra a la empresa San Gabriel SRL. Al igual que en los hechos anteriores esta “transacción” recibió el “okey” de la municipalidad en la gestión de José Córdoba.

En este caso, las casas tampoco se construyeron y se pagaron los más de nueve millones para la construcción “fantasma” de 25 casas que debían estar ubicadas en la manzana 64 y manzanas 67 y 68.

Una más:

A la empresa Marcelo Venanzi le adjudican para el Sector B la construcción de 25 viviendas ubicadas en la manzana 68 y 74 por un monto de 9.062.500 pesos.

 

Con la misma modalidad, la empresa Venanzi cedió la construcción de la obra a la empresa San Jorge, aunque esta última cobró un monto de 7.749.610 pesos sabiendo los involucrados y hasta funcionarios municipales que no ejecutarían la obra adjudicada.

Otra irregularidad corresponde a la construcción de 25 viviendas ubicadas en el Sector C, y la empresa adjudicada fue Transpa SRL y el monto fue de 9.207.385 pesos. Transpa, cuyos propietarios la justicia los desconoce y “con el objeto de obtener un lucro indebido, al pergeñar que no realizarían la tarea convenida” y en connivencia con el intendente Córdoba abonan a los socios “desconocidos” de esa empresa los 9 millones de pesos.

Esas 25 casas debían construirse en la manzana 67, 76, 77 y 75.

En el sector D, le adjudican a la empresa Espacio SRL la construcción de 25 Viviendas en las manzanas 75, 82 y 83, por un monto de 9.062.500.

Aquí otras vez, la comuna efectuó el pago a socios de Espacio por una suma de 8.716.420 pesos, sabiendo además que no se ejecutaría la obra.

Otras 25 viviendas fueron adjudicadas a la empresa Novmer SRL, para construirlas en el Sector E, por un monto de 9.062.290.

En este caso, aún no se pudo determinar quienes son los propietarios de esta firma, quien debía construir las casas en las manzanas 83 y 84. El intendente, también autorizó el pago de 8.925.228 pesos a Novmer.

Mas casos

El siguiente sería el octavo hecho detectado por la justicia.

En este caso se adjudicaron las construcción de 25 casas a la empresa Haics SRL por un monto de 9.207350 pesos

Sorpresivamente la comuna autorizó que Haics ceda la construcción de 5 casas a 5 empresas: San Gabriel, San Jorge, Transpa, Espacio y Novmer.

Estas viviendas no fueron construidas, aunque las cinco empresas se repartieron 8.089.112.

Otro caso es la obra de “redes de recolección de líquidos cloacales y redes de distribución de agua potable”, para el barrio 187 Viviendas y la manzana 40 del Techo Digno.

La empresa BRB SRL ganó la adjudicación por un monto de 1.993.045. el ex intendente Córdoba autorizó el pago de 1.993.528 pesos a los “desconocidos” empresarios de BRB SRL.

También en el 2013, la empresa SR Servicios SH, ganó la licitación para la construcción de “red de gas natural en el barrio 187 Viviendas y manzana 40 Techo Digno”. En este caso, los montos fueron de 1.456.973 y 1.874.269 pesos.

La justicia determinó que, la sociedad de la empresa es “desconocida” , aunque en este caso no se pudo determinar si se abonó el importe total de 3.331.004 pesos. La empresa Chimen Aike, logró adjudicarse la obra de construcción de “la planta reguladora de gas 5 y construcción de planta reguladora de gas del barrio Rotary”.

Los montos de las obras fueron de 5.780.800 y 5.180.702 pesos.

Los “socios” de Chimen Aike recibieron pagos por un importe de 9.471.793 pesos.

Un nuevo caso ocurrió en el 2012 y fuera de la ordenanza 5825 13, cuando el Concejo Deliberante autorizó a la municipalidad la contratación directa para la construcción de 40 Viviendas, mediante el programa “Techo Digno” del Ministerio de Planificación Federal de la Nación.

La ordenanza establecía que se entregarían cuatro viviendas a cada una de las empresas que conforman la Cámara de la Construcción de Caleta Olivia, violando la exigencia establecida por la normativa local. Con el aval de José Córdoba y otros funcionarios promovieron la cesión de la totalidad de la obra a la empresa San Jorge, sabiendo que no cumplirían con la tarea convenida, como en los casos anteriores, donde la empresa jamás cumplió, aunque si cobró la totalidad de los pagos.

De esa manera los socios de San Jorge, percibieron la totalidad del dinero estipulado para su construcción listas para habitar, habiendo quedado esas viviendas con un alto porcentaje de obra inconcluso.

“Además, San Jorge y a fin de obtener un mayor rédito económico indebido habiendo percibido la totalidad de los fondos para la concreción de la obra, no abonó lo salarios a los obreros que la ejecutaron y desaparecieron de Caleta Olivia”.

 

Por ese motivo, el intendente Córdoba de manera discrecional y sin sustento legal, decidió compensar esa deuda generada por la empresa San Jorge, otorgando algunas de esas viviendas (parcialmente construidas) a los obreros. (La Prensa Santa Cruz)

Fuente: Nuevo Dia

Dejar un comentario