Inicio » Actualidad

Austral Construcciones y Kank y Costilla rescinden 29 contratos  con DNV

29/02/2016 |

Las empresas dieron de baja a 29 contratos con Santa Cruz y de esta manera, después de doce años, no tienen ninguna obra en su propia provincia. Aún están pagando lo que adeundan a la UOCRA.

Por primera vez desde que fundó Austral Construcciones, doce días antes que Néstor Kirchner jure como presidente, Lázaro Báez no tiene ningún contrato de obra pública. La semana pasada el empresario K decidió dar de baja 29 contratos con Vialidad Provincial, considerando que hubo “incumplimiento” por parte del comitente. Esto se sumó a las obras que Nación le quitó en la provincia de Chubut y al pedido de la gobernadora Alicia Kirchner para que Vialidad nacional deje sin efecto los contratos con la constructora.

Camiones detenidos, obradores vacíos, oficinas con poco personal, obras sin finalizar, es una radiografía del presente del holding que, durante el kirchnerismo, fue el más importante en Santa Cruz. Las empresas de Lázaro Báez, investigado por lavado de dinero, después de ganar más de 54 obras por $24.500 millones, por primera vez, no tiene ningún contrato.

La semana pasada, Austral Construcciones y Kank y Costilla, empresa que dirige Martín Báez, enviaron el telegrama a Vialidad Provincial dirigido por Francisco Anglesio, ex presidente del INTA, informando que rescindían con el organismo 29 contratos correspondientes a obras en zona norte y zona sur de Santa Cruz. Un contraste notorio con los años de bonanza, donde las licitaciones nacionales eran adjudicadas al holding hoy inmerso en una profunda crisis financiera.

El argumento esgrimido por el Grupo de Báez es que “el comitente incumplió en varios ítems y en el pliego de condiciones, la ley de obras públicas, establece que la empresa puede dar de baja a los contratos por incumplimiento, en este caso de pagos”, indicaron a Clarín fuentes oficiales. Según señalaron fuentes oficiales a Clarín, la Provincia está negociando con Vialidad Nacional para darle continuidad a algunas obras.

Con este escenario, entre las obras que ya había rescindido la Provincia a Báez, que se financian con fondos nacionales y los 29 contratos que dio de baja Austral y Kank y Costilla, el grupo favorito del kirchnerismo para la obra pública en Santa Cruz, no tiene ninguna contratación, un hecho por demás inédito para el empresario K que supo incluso competir contra él mismo en varias licitaciones, presentando tres empresas suyas.

Todos los obradores están detenidos, la mayoría desde fines de 2015. No hay perspectivas de reactivación de muchas de las obras y con la rescisión que realizó Báez, mucho menos. En algunos casos, a modo de garantía Vialidad Provincial tomó los obradores con toda la maquinaria que se encontraba en los mismos, y hace unos días en la zona norte de la Provincia se registró un robo de camiones. En Austral Construcciones señalaron que parte del equipamiento que se fue recuperando, “se encontraba muy dañado y otra parte, fue robado”.

En el tironeo de Báez con el gobierno Provincial, Alicia Kirchner solicitó hace dos semanas que Vialidad Nacional rescinda los contratos con Austral Construcciones y Kank y Costilla, por “incumplimiento de la empresa”. Aún no se tomó ninguna decisión, pero Santa Cruz que recibió según el presupuesto nacional, más de $14.000 millones para obras viales durante los últimos doce años, busca relicitar las obras y adjudicarlas a otras empresas. Solo se podrá hacer con la autorización de Vialidad Nacional.

 

Parece que el fin de ciclo es un hecho para Báez, que supo construir un holding de más de diez empresas con diversos rubros, pero enfocadas en la obra pública. Ahora debe saldar deudas por cheques emitidos sin fondos por $37 millones y un crédito por más de $160 millones en el Banco Nación. A los números en rojo se le sumó un embargo de $12 millones.

 

Terminando de pagar lo que adeuda a los trabajadores de la UOCRA, más de $72 millones, y después de efectivizar 1.800 despidos, en las oficinas de Austral Construcciones queda muy poco personal administrativo. Pelear por nuevas licitaciones no está en los planes a corto plazo y al momento de planificar los próximos pasos, en la empresa reiteran “el futuro de la empresa se dará en los juzgados”.

La Nacion Lucía Salinas

 

Austral Construcciones

Kank y Costilla

 

Dejar un comentario