Inicio » Vialidad

Un boulevard con dos manos con un edificio de Edenor sobre una de ellas

04/09/2020 |

Empresas en esta noticia

A no más de 500 metros de Avenida General Paz y San Martín, la Argentina ha consagrado un monumento a la ineficiencia. En la localidad de San Martín, el municipio construyó una avenida de doble mano que podría competir por el premio a la calle más insólita del mundo. Sobre la calle Rodríguez Peña se proyectó un boulevard con dos manos que van y dos que vienen. El problema es que sobre dos de ellas quedó plantado en el medio un edificio de Edenor. Nadie lo corrió y los carriles están inutilizados.

La historia de la famosa avenida Rodríguez Peña tiene otra particularidad. Su ejecutor, que hasta financió la obra, fue la Municipalidad de San Martín en épocas que era conducida por Gabriel Katopodis. Hoy, aquel jefe comunal es ministro de Obras Públicas de la Nación. Se podría decir que ascendió.

«El problema es que esa construcción es de Edenor y nunca la retiró. Nosotros no podemos hacer nada porque hay material eléctrico y ye le pedimos que apuren. Pero nos dicen que no es prioridad. Pero la obra está terminada, falta remover eso y listo», contestaron en el despacho del ministro. En Edenor, por su parte, no hubo respuestas.

La insólita obra pública forma parte de un proyecto más grande en el que se ensancharon varios ingresos al municipio en épocas de Katopodis. La avenida del piquete eterno, además, tiene una enorme importancia porque une San Martín, principal ingreso, y 25 de mayo, en la zona de Villa Lynch.

En el despacho del ministro contaron que la obra se hizo mediante un acuerdo con la desarrolladora IRSA, que cedió parte de ese predio para ensanchar la vía de circulación. «Los vecinos pidieron que no se corten los árboles», comentaron. El municipio aceptó y la empresa entregó a la ciudad una lonja. Pero nadie advirtió que en medio de esa traza quedaba emplazado un edificio que contiene material eléctrico que no es fácil mudar.

La obra, que se concluyó a medias en 2019, fue parte de aquel paquete de proyectos que se utilizaron para la campaña electoral de Katopodis. «Nunca se inauguró y no hay fotos de Gabriel en la obra», replicaron en el ministerio. Cortos de memoria, sólo es necesario revisar la cuenta de Twitter del entonces intendente para verlo podar con obreros. Sonrientes y satisfechos por el avance, ocultaron el insólito edificio.

«A semanas de que esté lista, fui a ver cómo avanza la obra de ampliación y renovación de Rodríguez Peña. Va a tener nuevos carriles, veredas, iluminación LED, refugios y señalización, mejorando la conexión entre 25 de Mayo y la Av. San Martín» (sic), escribió el ministro el 5 de junio de 2019 en su cuenta.

Una y otra vez en el despacho del ministro rogaron que se aclare que no hubo corte de cintas y que la obra no está inaugurada. Es verdad, no hay registro de ese acto formal; no hubiese sido fácil esconder semejante construcción. Pero más allá del corte de cintas, los recorridos y las fotos -cuidadas y sin que se vea el edificio- fueron parte del cotillón de campaña bonaerense en pleno 2019. Las caminatas y los saludos a los obreros se sucedieron varias veces. Falta una imagen para completar el álbum.

Fuente: La Nación

Dejar un comentario