Actualidad

¿QUIEN ES MIGUEL MARIZZA?

¿QUIEN ES MIGUEL MARIZZA EL LÁZARO BÁEZ II DE ENTRE RÍOS?

Miguel Marizza, uno de los principales contratistas del gobierno entrerriano en materia de obra publica tuvo su historia en la política.

Primero fue presidente designado por Jorge Busti en su primer gobierno Empresa Provincial de Energía de Entre Ríos cargo del que se tuvo que retirar a raíz de los cuestionamientos por la inversión en el sistema interconectado.

Estos cuestionamientos continuaron luego cuando el ex senador nacional Augusto Alasino  en interna con Busti sobre quien era el referente del menemismo  en la provincia, aprovechó sus vínculos con el director de Ámbito Financiero Julio Ramos y el diario denunció en una columna que existían «desprolijidades en la contratación de una línea de alta tensión de 132 mil voltios cuya obra fue valuada en sesenta millones de dólares»

Al irse de EPEER logra que Busti llegue hasta el despacho del flamante ministro de Obras Públicas, Roberto Dromi, y le pida le reclame un lugar en la estructura de Gas del Estado. «Nos tienen que dar una mano en la proyección del Gasoducto Mesopotámico» Se convirtió entonces en vice interventor de Gas del Estado y como tal fue parte del Comité de Privatización de Gas del Estado, donde fue acusado en la justicia por corrupción, absuelto tiempo despúes porque prescribió la causa.

Siguiendo en la política, Menem lo nombra como subgerente general del PAMI, acompañando al conocido Carlos Alderete, tarea por la que también fue investigado por la justicia.

En 1994, entre julio y agosto y en carácter de titular del organismo Alderete labró un acuerdo con la firma Road Movie «Pamicine», de Carlos Gorosito, para establecer un espacio recreativo cultural en el cual se propuso la implementación de veinte unidades móviles, las cuales tenían un costo de 40 mil pesos cada una por mes.

A la Justicia le llamó la atención la rapidez con la cual se hizo la contratación, y así llegó a la conclusión de que «el costo de una unidad de terapia intensiva era inferior a una unidad móvil ofrecida por «Pamicine».

Marizza queda implicado porque la contratación se hizo directamente sin licitación otorgando unilateralmente  a la empresa prestataria, Road Movie SA. perteneciente a Carlos Gorosito, amigo personal de Marizza.

Tal vez por las diversas causas judiciales o por que ya había aprendido lo suficiente, Marizza se dedicó a la actividad privada.

Marizza es el principal propietario de Verter SA, empresa  concesionaria de la primera perforación termal de Concordia. A Verter S.A.  en agosto de este año, la Unión de Trabajadores Hoteleros y Gastronómicos de la República Argentina (UTHGRA) le inició una demanda  reclamando una deuda en los aportes a los trabajadores. La suma adeudada por Verter S.A, rondaría los 600 mil pesos

Pero la nave insignia de Marizza es la empresa constructora Cavalli S.A. una de las contratistas favoritas de Urribarri. Cavalli, este año, formo una UTE con CEMYC y Néstor Iván Szczech que se dedican a la «construcción, reforma y reparación de edificios residenciales», la oportunidad de negocios perfecta, ante la proximidad de la Cumbre de Mercosur. La UTE fue conformada tres meses antes.  Esta UTE gano la licitación del Centro de Convenciones de Paraná, una obra de 100 millones de pesos aproximadamente.

Estas empresas constructoras, no solo viven de rapiñar con la obra pública sino también de los negocios inmobiliarios, razón por la cual Cavalli SA, CEMYC y Szczech  aportaron gustosos a la justicia  las topadoras para llevar adelante un desalojo a una familia de Paraná.

En 2012, Caballi SA (Marizza) y Szczech, conformaron dos sociedades anónimas: Residential SA y Construyendo SA, ambas constituidas el mismo día, el 23 de agosto de 2012, con el mismo objeto -la construcción- y con igual monto de capital inicial ($1 millón). El objeto de la creación de ambas apunta especialmente a la construcción de obras privadas y públicas, con explícita habilitación para contratar con los estados municipal, provincial o nacional.

Marizza también incursiona en la noche a través de la empresa Altos de La Toma, S. A. Fue propietario de varios boliches en Paraná en la zona del puerto nuevo. Este año le dieron la concesión de el ex Museo de la Ciudad en la costanera baja y puso el bar Ortiz.

También como todo empresario exitoso estuvo envuelto en excandalos. En el 2013 se realizó una fiesta en San Benito, con el aval del intendente Vazquez. El excandalo se produjo por la sobreventa de entradas mas alla de la capacidad de personas a la Fiesta de la primavera.

JULIAN MARTINEZ CONDE

Fuente: noticiasentrerios.com.ar

Suscripción a

Las noticias más importantes, una vez por semana, sin cargo, en su email.

Complete sus datos para suscribirse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *