El gobierno porteño anunció una Mega Estación central de transporte debajo del Obelisco

El jefe de gobierno porteño, anunció un ambicioso proyecto de infraestructura de transporte para la ciudad.

El plan denominado RER (Red de Expresos Regionales) incluye, entre otras obras, una gran estación central, ubicada por debajo del Obelisco, donde confluirán todos los servicios públicos, incluidos los ferrocarriles Roca, Sarmiento, Mitre y Belgrano, que extenderían sus trazados en forma subterránea hasta la avenida 9 de Julio desde Constitución, Once y Retiro.

Desde esta «mega estación» saldrían subtes, colectivos, combis y, principalmente, ferrocarriles. «Se trata de la obra más importante en la historia de Buenos Aires», indicaron las fuentes. Se trata de una estructura de cuatro subsuelos y su construcción demandará unos 8 años.

COSTOS Y PLAZOS

El proyecto está dividido en tres etapas y tiene prevista una inversión total de 1800 millones de dólares. La primera fase enlazará la línea Roca con la línea San Martín y los ramales de la línea Mitre. La conexión se hará a través de un túnel subterráneo bajo la Av. 9 de Julio, debajo del nivel del subte. El proyecto total significará 16 km de túneles, cuatro estaciones subterráneas y una en superficie.

EN CUATRO NIVELES

El plan contempla cuatro niveles. En superficie, la estación conectará con Metrobus 9 de Julio y Ecobici. El primer subsuelo estará ocupado por la terminal de combis. Un piso más abajo habrá un túnel peatonal que conducirá a las Líneas A, B, C y D del Subterráneo y en un futuro con la nueva estación central del ferrocarril Sarmiento.

Finalmente, en el tercer subsuelo habrá andenes de la línea Roca que se conectarán con el Mitre y el San Martín, más dos plataformas previstas para que en una etapa posterior reciban los servicios de los ferrocarriles Belgrano sur y norte, que serán enlazados con otro túnel.

OBJETIVOS

Entre los objetivos que persigue el proyecto, precisaron, figuran: mejorar la calidad de vida de la población; recuperar el nivel de excelencia que históricamente tuvo el ferrocarril en el área metropolitana; generar un cambio en los patrones de movilidad de la población en general, mejorando la calidad del servicio de transporte público; mejorar la conectividad en toda la región metropolitana (viajes hacia la Ciudad, dentro de la Ciudad y entre distintos municipios del conurbano bonaerense); activar la red de 200 kilómetros de trenes que tiene la ciudad, mejorando su conectividad y duplicando su frecuencia; y mejorar la conectividad del ferrocarril con los demás modos de transporte, potenciando la red de subtes y de Metrobus.

NÚMEROS

La red actual de ferrocarriles tiene 815 kilómetros. En total, son ocho líneas de trenes, con 224 estaciones y 1.4 millones de viajes diarios. Cien de estos kilómetros, 43 estaciones y cien mil viajes se realizan dentro de la Ciudad.

RER significa 16 kilómetros de túneles, 4 estaciones subterráneas y 1 en superficie.

BENEFICIOS

Fuentes allegadas al gobierno porteño describieron que entre los beneficios para los usuarios del sistema ferroviario, se contemplan: conectividad, ahorro en tiempo de viaje, más económico, mayor comodidad, previsibilidad, viajes más seguros, equidad, modernidad y mejor calidad ambiental.

Por otra parte, destacaron que para la ciudad, las ventajas serán que optimiza el uso del subte, recupera una alternativa de transporte, y habrá menos congestión.

Suscripción a

Las noticias más importantes, una vez por semana, sin cargo, en su email.

Complete sus datos para suscribirse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.