Arquitectura

Un edificio histórico de Retiro se convertirá en mercado y paseo gastronómico

Empresas en esta noticia

Un edificio histórico de Retiro se convertirá en mercado y paseo gastronómico

Es un edificio de fines del siglo XIX que albergaba a los caballos y carruajes de la presidencia. Está ubicado en la Avenida Alem, a pocas cuadras de la estación de tren de Retiro, y ahora se transformará en un espacio de venta y consumo de alimentos saludables.

Un histórico edificio del barrio de Retiro, está cerca de cambiar de uso y convertirse en un moderno mercado y paseo gastronómico gourmet, con una impronta saludable y sustentable. Se trata del predio conocido como «Cocheras Presidenciales» de la avenida Leandro N. Alem al 800, informa El Cronista.

Este edificio de dos pisos y elegante fachada de ladrillos, arcadas y cúpula se construyó a finales del siglo XIX para albergar las caballerizas y los carruajes de la presidencia. Décadas después, se quitaron los establos y comenzó a funcionar como estacionamiento de la flota de automóviles de uso oficial, utilidad que se sigue manteniendo hasta ahora.

A través de una disposición del Gobierno de la Ciudad, en septiembre se llamó a una licitación pública para otorgar la concesión del predio a una empresa privada con el objetivo de convertirlo en un «mercado de puestos minoristas y feria», por un plazo de cinco años y con un canon mensual base que fue fijado en $ 145.000.

La apertura de las ofertas se realizará en octubre y una de las empresas que suenan como interesadas en el proyecto es Mercasa, una firma pública que pertenece al Estado español y que gestiona centros comerciales de productos alimenticios y complejos de distribución mayorista en España y también en otros países.

La licitación está a cargo de la Dirección General de Administración de Bienes y Concesiones del Ministerio de Modernización, Innovación y Tecnología del Gobierno porteño. Y desde el pliego, se detalla que «la propuesta comercial, mediante la remodelación de un edificio representativo de la sociedad porteña, responde a las necesidades de modernización y recuperación urbana que caracterizan al entorno». El espacio que podrá ocupar el futuro mercado será de casi 3000 metros cuadrados.

Al tratarse de un edificio histórico, se prevé que las reformas que se realicen para dar lugar al nuevo centro gastronómico tiendan a devolver el estado original de su fachada y que no afecten los valores patrimoniales del lugar. Entre ellos se destacan paredes azulejadas y recubiertas en mayólicas, marcos de puertas de bronce, varios vitrales y una cúpula central.

Entre los requerimientos para el concesionario, el Gobierno porteño incluyó la reparación a nuevo de todos los cerramientos y los solados, pérgolas y otros elementos de los espacios exteriores.

Fuente: nueva-ciudad

Suscripción a

Las noticias más importantes, una vez por semana, sin cargo, en su email.

Complete sus datos para suscribirse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *